BIENVENID@S AL CHAT DE "FULL ADVENTISTAS RADIO"

Chat Adventista Full Adventistas: Reglas - No insultos, No mayúsculas, No Link, No emails. Consultas a los que estan de color blanco o color dorado.

Crea tu sala! Visitanos!

ESCRIBE TUS AGRADECIMIENTOS O PEDIDOS DE ORACIÓN

¿Quien espera a Quien?


La palabra “Adventista”, que forma parte de nuestro nombre nos identifica como los que esperamos el segundo advenimiento de Cristo. Esta es una doctrina muy importante, que atesoramos en nuestros corazones. Nos alienta cuando hay dificultades, nos mantiene con la perspectiva cuando todo parece ir viento en popa y nos anima a testificar del Salvador que pronto regresara.
“Nuestra ciudadanía esta en los cielos, de donde también esperamos al Salvador, al Señor Jesucristo” (Fil. 3:20). Por eso vivimos “aguardando la esperanza bienaventurada y la manifestación gloriosa de nuestro gran Dios y Salvador Jesucriso” (Tito 2:13).



La prolongación del tiempo mas allá de nuestra expectativas podría inducirnos al desanimo. No obstante, el Señor nos anima a mantener firme y sin fluctuar la esperanza del regreso de nuestro Señor. “Tened también vosotros paciencia y afirmad vuestros corazones, porque la venida del Señor se acerca” (Sant. 5:8).
Sin embargo el ajetreado trajín de la vida diaria y los atractivos del mundo nos presionan constantemente para que desplacemos esta bendita esperanza a un segundo o tercer plano, o aun a olvidarnos por completo. Como el siervo de la parábola corremos el peligro de pensar: “Mi Señor tarda en venir” (Mat. 24: 48), dejándonos arrastrar por la corriente. Que tragedia es ver que para algunos el advenimiento es solo parte de su iglesia, mientras que viven como si no esperaran al Señor.
En realidad, cabe preguntarse ¿Quién espera a quien?, no necesitamos indagar para encontrar las respuestas. El apóstol Pablo nos explica que “el Señor no retarda su promesa, según algunos tienen por tardanza, sino que es paciente para con nosotros, no queriendo que ninguno perezca, sino que todos procedan al arrepentimiento” (2Ped. 3:9).
Cristo no viene todavía porque él nos esta esperando a nosotros. Ya podría haber venido, pero no lo hizo por una sola razón: No estamos preparados. ¡Que inmenso amor!. Su demora, en lugar de ser una señal de indiferencia y tardanza, es una gran manifestación de amor y gracia.
Cuando una persona destacada visita un país o una ciudad, normalmente se realizan preparativos para su venida y la esperan con mucha expectativa. Paradójicamente la persona mas importante del universo esta por venir y nadie se esta preparando, nos estamos distraendo con innumerables minucias de esta vida. Mas lo mas expectacular es que el Rey del universo no se exaspera, sino que con una paciencia admirable aguarda que nosotros, pobres mortales, que vivimos en un puntito perdido en el espacio nos preparemos para recibirlo.
Cristo nos concede tiempo para hagamos básicamente dos cosas: Nos preparemos personalmente y ayudemos a otros a prepararse. Ambas tareas están relacionadas y son indispensables, no podemos hacer bien una sin hacer la otra.
Cristo espera con un deseo anhelante la manifestación de si mismo en su iglesia. Cuando el carácter de Cristo sea perfectamente reproducido en su pueblo, entonces vendrá él para reclamarlos como suyos” “Jesus espera que sus discípulos sigan sus pasos, soporten lo que él soporto, sufran lo que él sufrió y venzan como el venció. Él esta esperando ansiosamente a sus seguidores profesos manifestar el espíritu de abnegación y renunciamiento que Él manifestó.

Cristhian Amaya
Full Adventistas

Revelaciones del Apocalipsis, Tema 1. Pasto Alejandro Bullon.